del campo fábrica granja a la mesa
del campo                 fábrica                 granja                 a la mesa   

METALES PESADOS, aLUMINIO y fluor

Las características geológicas y de composición de ciertos terrenos, la contaminación del agua y tierras de cultivo con residuos procedentes de industrias de fundición y purines, y materias primas minerales como los fosfatos, son las principales vías de entrada a la cadena alimenticia de los metales pesados, al ser consumidos y acumulados por los animales de granja y pesca. Estos metales pesados tienen consecuencias tóxicas para los animales de producción y sobretodo para el consumidor final (carcinogénicos ,y tóxicos para el sistema nerviso central, riñones, higado, piel, huesos y dientes). Por ello es necesario implementarlos dentro de los APPCC del fabricante de piensos partiendo de la HOMOLOGACION DE PROVEEDORES

Los metales considerados tradicionalmente por dicho efecto tóxico son: Arsénico/As, Aluminio/Al (no llega al peso atómico para ser realmente un metal pesado), Plomo/Pb, Cadmio/Cd, Mercurio/Hg y Flúor/F (es un halógeno).

PREMEZCLAS: el contenido máximo establecido sobre los metales pesados tiene en cuenta los aditivos con los niveles más elevados, y no la sensibilidad de las distintas especies. Es responsabilidad del productor de la premezcla garantizar que, además de cumplirse los contenidos máximos establecidos para la premezcla, las instrucciones de uso de la premezcla sean conformes para con los contenidos máximos establecidos respecto a los piensos fabricados con ellas.

ALUMINIO: La acumulación en tejidos animales es muy baja y no representa un claro riesgo para la salud, por tanto en condiciones normales no es un tóxico preocupante. Solo con la utilización de bentonitas, zeolitas y algún tipo de fosfato puede contaminar el pienso.

ARSENICO: límite legal Reglamento 744/2012. Es un contaminante natural de cursos de aguas superficiales y freáticas. Los problemas para el consumidor final estan asociados a consumos de pescados y aguas contaminadas, raramente la fuente son los animales de granja.

CADMIO: límite legal Reglamento 574/2011. La mayor preocupación es que se encuentra en la mayoria de los alimentos, y aunque en cantidades pequeñas, al tener la particularidad de su lenta eliminación es necesario limitar su ingestión. La absorción por los animales es baja, por tanto la problemática se reduce en animales con corto periodo de crianza como los broilers. La fuente de entrada para contaminar el pienso son los fosfatos, exige una monitorización de dicha materia prima (proveedor) y rutinario de piensos que sean representativos del volumen cualitativo y cuantitativo de las materias primas utilizadas. Los suelos se pueden contaminar por la aplicación de fertilizantes a base de fosfatos y residuos urbanos, de hay puede pasar a los vegetales siendo las materias primas más peligrosas eL Heno y Girasol. A pesar de que el contenido en los cereales de uso común es bajo, la exposición es mayor por su consumo representativo en la dieta total.

PLOMO: límite legal Reglamento 744/2012. La absorción de plomo es un grave problema de salud pública. La fuente de contaminación mediambiental más alta fueron las gasolinas con plomo, debido a la sensibilización y normativas al respecto la cantidad en los alimentos se esta reduciendo. El control en la fábrica de piensos pasa por la monitorización de piensos representativos y los fosfatos en particular.

MERCURIO: límite legal Reglamento 744/2012. El mercurio contamina principalmente los productos de la pesca. Por tanto las harinas de pescado son la única probable vía de entrada en los piensos, este ingrediente debe ser monitorizado para asegurar que cumple con los límites legales.

FLUOR: límite legal Reglamento 744/2012. Es un elemento con niveles tóxicos para los animales de producción que afecta a la absorción de nutrientes y equilibrio oseo. Por su mecanismo de acumulación en el tejido oseo y menor medida en el riñon los aportes al consumidor final a través de las carnes es relativamente bajo. La vía de entrada a los piensos se produce por fosfatos ricos en flúor (grado fertilizante), esta materia prima debe ser monitorizada.

Recomendación para el control de metales pesados en la fábrica de piensos

 Norma general: HOMOLOGACION DE TODOS LOS PROVEEDORES

 

  Exige monitorización (análisis rutinario)
Elemento Materia Prima o Ingrediente Piensos
Cadmio Fosfatos Representativo
Plomo Fosfatos Representativo
Mercurio Harina de Pescado -
Flúor Fosfatos -

NORMATIVA

Nacional: Operadores Alimentación Animal
Comunitaria: Seguridad Alimentaria

NOTICIAS E INFO

Pablo Manrique Vergara

Teléfono: 690819959

@: pmanrique@miproma.es